8 formas de calmar los cólicos menstruales

8 formas de calmar los cólicos menstruales

El dolor durante la menstruación es algo que muchas chicas experimentan, y aunque en la mayoría de los casos es totalmente normal, lo cierto es nos hace sentir incómodas. Conoce 8 formas de calmar los cólicos menstruales.

  • Bebe mucha agua. Mantenerte hidratada no eliminará los cólicos por sí sólo, pero puede ayudarte a reducir la hinchazón, lo que hace que el dolor pueda ser más intenso. Así que, sobre todo cuando tu periodo esté cerca, asegúrate de tener  una botella de agua a la mano.
  • Cambia tu alimentación. Una dieta alta en calorías durante esos días, con exceso de sal o grasa, no sólo provoca que retengas más líquidos sino también puede empeorar el malestar. Lo mejor es que comas balanceado.
  • Disminuye el consumo de cafeína. Al igual que los alimentos chatarra, la cafeína tampoco es una opción. Recuerda que no sólo está presente en el café, sino también en algunos tés, en bebidas energéticas y en los refrescos. Si necesitas una dosis de energía por la mañana, mejor recurre a otras opciones como un smoothies energizantes.
  • Nútrete. Las vitaminas E, B1 y B6, el magnesio, el zinc y los ácidos grasos omega 3 controlan las hormonas responsables del dolor, o pueden ayudar a aliviar la tensión muscular y la inflamación. Consume alimentos que los contengan, o incluso considera tomar algún suplemento alimenticio o pastillas.
  • Prepárate una infusión. Además que existen ingredientes con propiedades antiinflamatorias, beber agua calientita estimula el flujo sanguíneo y ayuda a relajar los músculos. Aquí te compartimos 5 opciones.
  • Aplica calor. Tiene efectos analgésicos y antiflamatorios, que además ayudan a relajar los músculos de esta zona. Sigue esta guía súper sencilla para hacer tu propia bolsita térmica.
  • Eleva tus niveles de endorfinas. Son conocidas como “hormonas de la felicidad”, porque además de que actúan como analgésicos naturales en tu sistema, también mejoran tu humor y te distraen del malestar. Una manera de lograrlo es haciendo ejercicio.
  • Habla con tu doctor. Quizá no te guste la idea de recurrir a medicamentos para calmar tus cólicos, pero el uso moderado de algunos antiinflamatorios, o incluso de píldoras anticonceptivas, puede ayudar. Eso sí, antes de recurrir a esta opción, platica con tu médico para que te indique lo más adecuado.

Y recuerda, aunque los cólicos menstruales son un síntoma muy común, tampoco debes subestimar lo que sientes. Si detectas que el dolor es tan intenso que no te permite realizar tus actividades normales, es aconsejable que consultes a tu ginecólogo.

Comparte
Pregúntale a la Experta