Descubre qué son los ejercicios de Kegel y cómo hacerlos diariamente

Algunas mujeres tienen síntomas urinarios porque los músculos del suelo pélvico están siempre tensos, si tienes incontinencia por esfuerzo los ejercicios de Kegel pueden ayudar a fortalecer los músculos del suelo pélvico que sostienen el útero, la vejiga, el intestino delgado y el recto.

Los ejercicios de Kegel fueron creados en la década de 1940 por el médico ginecólogo Arnold Kegel, como un medio para prevenir y solucionar la incontinencia urinaria en mujeres tras el parto. Kegel ideó unos ejercicios que se basaban en la contracción de la musculatura del suelo pélvico y comprobó que tenían muy buenos resultados. 

¿Cómo hacer los ejercicios de Kegel correctamente?

¡Primero haz la prueba e identifica tu piso pélvico! Para esto detén tu orina a mitad de camino y con eso podrás identificarla.
 
Una vez que hayas identificado los músculos del suelo pélvico, puedes hacer los ejercicios en cualquier posición, aunque al principio te resultará más fácil hacerlos acostada. No te acostumbres a usar los ejercicios de Kegel para iniciar y detener el chorro de orina. Hacer los ejercicios de Kegel mientras vacías la vejiga en realidad puede causar un vaciamiento incompleto de la vejiga, lo cual aumenta el riesgo de una infección de las vías urinarias.

Ahora sí, manos a la obra:

Lo primero es cerciorase de que la vejiga está vacía, después elige una posición cómoda para ti, ya sea sentada o recostada boca arriba. Aprieta los músculos del piso pélvico, mantenlo apretado por 5 segundos y relaja por 5 segundos. No debes contraer los músculos de tu abdomen, glúteos ni muslos.
 
Los ejercicios de Kegel los puedes practicar en cualquier lugar y en cualquier momento. Es más fácil empezar a hacerlos mientras estás tumbada. A medida que se fortalecen, será más fácil practicarlos en cualquier situación, como mientras trabajas o ves la televisión.
 
Trata de hacer por lo menos 3 series de 10 a 15 repeticiones al día.
 
Mientras te vuelves una experta en estos ejercicios y para ayudarte a sentir libre y cómoda siempre, prueba nuestros protectores Saba® Diarios + Protección que gracias a su doble absorción, te ayudan no solo con las secreciones y el flujo diario, sino también con goteos repentinos de orina.