Saba® te informa

El dolor menstrual puede resultar incómodo, pero hay muchas cosas que puedes hacer para mejorarlo. Veamos esto más a fondo.

El dolor menstrual realmente no es algo a lo que podamos darle poca importancia; es incómodo, distrae y es un problema que muchas de nosotras enfrentaremos desde la pubertad hasta la menopausia. También puedes pasar meses sin dolor, solo para despertar un día sintiendo que hay un monstruo enojado golpeando dentro de tu útero; cada mes puede parecer una lotería impredecible.
 
Pero una vez dicho esto, hay ciertas cosas que puedes hacer para ayudar a aliviar el dolor de tu periodo y en general, a no dejar que los cólicos se interpongan en tu vida cotidiana. Aquí te dejamos algunas de las mejores formas en las que puedes ayudar a aliviar los cólicos menstruales…

Consejos para aliviar el dolor menstrual y remedios caseros

Ten analgésicos a la mano
Los analgésicos de venta libre como el paracetamol o el ibuprofeno ayudarán a eliminar los cólicos de raíz, pero siempre deben tomarse después de las comidas o con un vaso de leche para proteger el revestimiento del estómago.
 

¡Mueve ese cuerpo!
Ya sea que se trate de una caminata alrededor de la cuadra con una amiga o algo que requiera un poco más de energía, como correr o andar en bicicleta, el ejercicio ayuda a aumentar el flujo sanguíneo, los niveles de oxígeno y los niveles de endorfinas (los analgésicos naturales y las hormonas para sentirse bien). Puede parecer que es lo último que quieres hacer cuando estás acurrucada en el sofá con una bolsa de agua caliente, pero el ejercicio ayudará a tu cuerpo a relajarse y aliviar un poco el dolor durante este momento complicado.


¿El clima no es genial? También puedes mantenerte activa dentro de casa.
¡Ten las mismas endorfinas y beneficios analgésicos del ejercicio sin salir al aire libre practicando yoga! Si no tienes un mat de yoga a la mano, siempre puedes usar una toalla o hacer ejercicio sobre una alfombra o tapete. También hay una variedad de entrenamientos que puedes hacer, como el Entrenamiento de Intervalos de Alta Intensidad (HIIT) que puedes hacer fácilmente dentro o fuera de casa sin la necesidad de ningún equipo sofisticado.
 

El calor te ayudará a curarte
El calor relajará tus músculos, por lo que te recomendamos los Saba® parches térmicos que entran en calor en contacto con el aire y brindan sus beneficios hasta por 12 horas, también te puede ayudar un baño caliente o un té ¡como si incluso necesitáramos una excusa para disfrutar un poco de amor propio y mimos!
 
 
Come bien
Sabemos que la comida reconfortante puede ser una opción atractiva, pero reducir la ingesta de grasas y aumentar el recuento de vegetales puede aliviar el dolor al garantizar que tu cuerpo reciba nutrientes e hidratación adicionales. Aumentar la cantidad de líquido que bebes tomando más agua, también puede ayudar, ya que la deshidratación puede causar calambres musculares. Los tés de hierbas, especialmente los que contienen menta y manzanilla, son calmantes y pueden hacer que te sientas tranquila y relajada, ayudándote a superar el dolor.
 
 
 
Ríndete a tus antojos de chocolate
Hay una cobertura de chocolate en esta nube de dolor menstrual: el chocolate contiene cacao que hace que el cerebro libere endorfinas y aumente tu energía, así que siéntete libre de tomar un mordisco (o una barra entera). Recuerda, un chocolate con una mayor concentración de cacao contiene más de estos nutrientes que mejoran el estado de ánimo, por lo que, si tienes una opción, te recomendamos que optes por un chocolate más oscuro.
 
 
 
¿Cuándo acudir al médico debido a los cólicos menstruales?
En algunos casos, la menstruación dolorosa, o dismenorrea, puede obstaculizar tu vida. En un estudio, hasta el 14% de las mujeres informaron que con frecuencia no podían ir a trabajar debido al dolor menstrual. Pero no hay necesidad de sufrir sola o sentir que no puedes pedir ayuda; Si los cólicos menstruales son tan severos, habla con un médico o un profesional de la salud.
 
En algunos casos, pueden recetarte anticonceptivos hormonales para reducir el dolor menstrual o ayudarte a descubrir el problema subyacente. Algunas de las afecciones que podrían causarte una cantidad excesiva de dolor menstrual incluyen la endometriosis y el síndrome de ovario poliquístico, por lo que, si sientes que los calambres menstruales son constantemente insoportables, asegúrate de hablar con un médico para que pueda brindarte las mejores soluciones para aliviarlos.
 
El dolor menstrual puede hacernos odiar nuestro útero a veces, ¡pero no tiene por qué arruinar tu vida o impedirte hacer todas las actividades que quieres hacer! Esta guía para el alivio debería ayudarte a controlar la mayor parte del dolor para que puedas seguir viviendo tu vida. También vale la pena llamar a tus amigas y preguntarles qué hacen para ayudar a aliviar los cólicos. Hablar de esto puede ayudarte a sobrellevar todas esas emociones, ¡y es posible que también obtengas excelentes consejos adicionales!
Si quieres más información sobre cómo vivir con la menstruación, consulta nuestros artículos sobre cómo prevenir los escurrimientos nocturnos  y la secreción marrón.

Cláusula de responsabilidad médica

La información médica de este artículo se proporciona solo como un recurso de información y no debe utilizarse ni depender de ella para fines de diagnóstico o tratamiento. Consulta a tu médico para obtener orientación sobre una afección médica específica.