NOVEDADES
object(WP_Query)#1237 (51) { ["query"]=> array(0) { } ["query_vars"]=> array(63) { ["error"]=> string(0) "" ["m"]=> string(0) "" ["p"]=> int(0) ["post_parent"]=> string(0) "" ["subpost"]=> string(0) "" ["subpost_id"]=> string(0) "" ["attachment"]=> string(0) "" ["attachment_id"]=> int(0) ["name"]=> string(0) "" ["static"]=> string(0) "" ["pagename"]=> string(0) "" ["page_id"]=> int(0) ["second"]=> string(0) "" ["minute"]=> string(0) "" ["hour"]=> string(0) "" ["day"]=> int(0) ["monthnum"]=> int(0) ["year"]=> int(0) ["w"]=> int(0) ["category_name"]=> string(0) "" ["tag"]=> string(0) "" ["cat"]=> string(0) "" ["tag_id"]=> string(0) "" ["author"]=> string(0) "" ["author_name"]=> string(0) "" ["feed"]=> string(0) "" ["tb"]=> string(0) "" ["paged"]=> int(0) ["meta_key"]=> string(0) "" ["meta_value"]=> string(0) "" ["preview"]=> string(0) "" ["s"]=> string(0) "" ["sentence"]=> string(0) "" ["title"]=> string(0) "" ["fields"]=> string(0) "" ["menu_order"]=> string(0) "" ["embed"]=> string(0) "" ["category__in"]=> array(0) { } ["category__not_in"]=> array(0) { } ["category__and"]=> array(0) { } ["post__in"]=> array(0) { } ["post__not_in"]=> array(0) { } ["post_name__in"]=> array(0) { } ["tag__in"]=> array(0) { } ["tag__not_in"]=> array(0) { } ["tag__and"]=> array(0) { } ["tag_slug__in"]=> array(0) { } ["tag_slug__and"]=> array(0) { } ["post_parent__in"]=> array(0) { } ["post_parent__not_in"]=> array(0) { } ["author__in"]=> array(0) { } ["author__not_in"]=> array(0) { } ["posts_per_page"]=> int(6) ["post_type"]=> array(1) { [0]=> string(4) "post" } ["ignore_sticky_posts"]=> bool(false) ["suppress_filters"]=> bool(false) ["cache_results"]=> bool(true) ["update_post_term_cache"]=> bool(true) ["update_post_meta_cache"]=> bool(true) ["nopaging"]=> bool(false) ["comments_per_page"]=> string(2) "50" ["no_found_rows"]=> bool(false) ["order"]=> string(4) "DESC" } ["tax_query"]=> object(WP_Tax_Query)#3488 (6) { ["queries"]=> array(0) { } ["relation"]=> string(3) "AND" ["table_aliases":protected]=> array(0) { } ["queried_terms"]=> array(0) { } ["primary_table"]=> string(8) "wp_posts" ["primary_id_column"]=> string(2) "ID" } ["meta_query"]=> object(WP_Meta_Query)#3489 (9) { ["queries"]=> array(0) { } ["relation"]=> NULL ["meta_table"]=> NULL ["meta_id_column"]=> NULL ["primary_table"]=> NULL ["primary_id_column"]=> NULL ["table_aliases":protected]=> array(0) { } ["clauses":protected]=> array(0) { } ["has_or_relation":protected]=> bool(false) } ["date_query"]=> bool(false) ["queried_object"]=> NULL ["queried_object_id"]=> NULL ["request"]=> string(181) "SELECT SQL_CALC_FOUND_ROWS wp_posts.ID FROM wp_posts WHERE 1=1 AND wp_posts.post_type = 'post' AND (wp_posts.post_status = 'publish') ORDER BY wp_posts.post_date DESC LIMIT 0, 6" ["posts"]=> &array(6) { [0]=> object(WP_Post)#3491 (24) { ["ID"]=> int(5095) ["post_author"]=> string(1) "1" ["post_date"]=> string(19) "2016-08-26 13:39:40" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2016-08-26 19:39:40" ["post_content"]=> string(4452) "

Al igual que el resto de tu cuerpo, tu Zona V tiene una esencia propia y esto es completamente natural, incluso el olor tiene variaciones en las diferentes etapas de tu ciclo menstrual. También es cierto que tú eres más sensible al olor que despides, el que tú lo detectes no necesariamente significa que los demás lo van a notar.

Pero es importante que te mantengas atenta, pues ciertos cambios en este olor pueden ser indicadores de una infección o un desequilibrio en el pH de tu Zona V. Cuando se trata de una infección, normalmente está acompañado de otros síntomas como secreción de un color anormal o comezón, pero en otras ocasiones el olor por sí mismo es el indicador de que algo no va bien.

Olor a pescado

Si tu Zona V desprende un olor fétido, puede ser indicador de una infección. La vaginosis bacteriana, que es causada por un aumento en las bacterias vaginales y que afecta el balance del pH en esta zona, causando también un flujo abundante. También puede ser un signo de tricomoniasis, que además de despedir este olor, también presenta síntomas como un flujo verdoso o amarillento.

Olor a pan

La flora de tu Zona V tiene una pequeña cantidad de levaduras, pero si estas aumentan, ocurre una infección. A veces las infecciones por levaduras no tienen ninguna esencia y sólo se manifiestan con otros síntomas como flujo blanco y denso con comezón. En otras ocasiones, tu Zona V puede emitir un ligero olor a pan y humedad.

Olor agrio o rancio

Es otro olor que puede ser indicador de tricomoniasis, una de las causas más comunes de vaginitis y causada por un patógeno llamado tricotosa. Se trata de una infección de transmisión sexual y como indicábamos, puede venir acompañada de un flujo con color anormal.

Olor a carne descompuesta

Si detectas este olor, debes ir al ginecólogo de inmediato. Puede ser ocasionado por un tampón que no fue retirado, por lo que es necesario que un especialista se asegure de retirarlo por completo y revisarte para determinar si necesitas algún tratamiento.

Por otro lado, hay otros olores que son totalmente naturales y pueden ser controlados fácilmente.

Olor a ajo

Esto es completamente normal y se puede solucionar con un baño. Lo que comes también tiene consecuencias en el olor de tu Zona V. Mientras que las frutas como las naranjas, la piña y las uvas pueden endulzar su olor, la cebolla y el ajo pueden causar olores poco agradables.

Olor metálico

Este puede ser natural durante tu periodo, ya que su flujo se puede mezclar con el balance natural de tu Zona V, provocando un olor distinto. Si el olor persiste cuando termina tu periodo y está acompañado de otros síntomas como irritación, consulta a tu médico.

Olor más fuerte o concentrado

Si detectas una variación más intensa del olor habitual de tu Zona V ¡es totalmente normal! Esto puede ocurrir producto del sudor, por ejemplo, después de una sesión de ejercicio.

Una manera de mantener tu Zona V limpia y evitar el riesgo de desarrollar una infección es usar un jabón íntimo al lavarla, como nuestro Jabón Íntimo V-Fresh, que con su extracto de Menta de Agua, acondiciona y suaviza la piel, además de tener ingredientes que te brindan un toque refrescante mientras lo aplicas.

Recuerda que si detectas algo anormal, es importante que visites a tu ginecólogo para que te realice una revisión y te indique el tratamiento más adecuado.

" ["post_title"]=> string(32) "¿Por qué huele así mi Zona V?" ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(23) "normal-zona-v-huela-asi" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(60) " http://www.saba.com.mx/como-saber-si-mi-zona-v-es-saludable" ["post_modified"]=> string(19) "2016-08-26 13:41:19" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2016-08-26 19:41:19" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(30) "http://www.saba.com.mx/?p=5095" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } [1]=> object(WP_Post)#3492 (24) { ["ID"]=> int(5090) ["post_author"]=> string(1) "1" ["post_date"]=> string(19) "2016-08-26 13:22:02" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2016-08-26 19:22:02" ["post_content"]=> string(2506) "

Llega tu periodo y con ello uno de los síntomas más difíciles, los cólicos, provocados por la producción de prostaglandina en el útero que ocasiona que se contraiga y te cause dolor.

Aplicar calor sobre tu vientre es una forma natural de calmar estos calambres, pues tiene un efecto analgésico y antiflamatorio que además te ayudará a relajar los músculos de esta zona.

¡Aquí te decimos cómo hacer tu propia bolsita térmica!

Materiales

  • Tela de algodón que sea resistente al calor
  • Aguja
  • Hilo
  • Tijeras
  • Las semillas de tu preferencia (puede ser una mezcla o puedes elegir una sola)

Elaboración

  1. Corta la tela de acuerdo al tamaño y la forma que desees para tu bolsita, puedes hacerlo con la tela de alguna prenda usada o con la combinación de distintos retazos para lograr un diseño original.
  2. Cóselo por los pliegues, asegurándote de que no haya huecos que puedan provocar que las semillas se salgan.
  3. Pon las semillas dentro del saco, sin excederte, de manera que quede lleno y flexible.
  4. Cose el pliegue restante.

¿Un tip?

Puedes agregarle las hierbas aromáticas de tu preferencia, para que al calentarse, tu bolsita térmica desprenda un olor agradable que te dé una sensación extra de relajación.

¿Cómo usarla?

Métela por un minuto al microondas, para que absorba la temperatura y el calor dure lo suficiente. Antes de colocarlo encima de tu vientre, es importante que compruebes que el nivel de calor es tolerable para tu piel, para evitar quemaduras.

Recuerda que si el dolor es muy intenso y no te permite realizar tus actividades normales, es importante que visites a tu ginecólogo, para que te revise y te indique el tratamiento más adecuado.

" ["post_title"]=> string(46) "DIY: Bolsita térmica para calmar los cólicos" ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(43) "diy-bolsita-termica-para-calmar-los-colicos" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2016-08-26 13:25:09" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2016-08-26 19:25:09" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(30) "http://www.saba.com.mx/?p=5090" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } [2]=> object(WP_Post)#3493 (24) { ["ID"]=> int(5087) ["post_author"]=> string(1) "1" ["post_date"]=> string(19) "2016-08-26 13:06:51" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2016-08-26 19:06:51" ["post_content"]=> string(2737) "

Te describimos dos elementos involucrados en la salud de tu Zona V, que son básicos para entender la importancia de seguir una rutina de higiene íntima.

La flora de tu Zona V

Es un conjunto de microorganismos que viven de forma natural en tu zona íntima y está poblada por lactobacillus, consideradas bacterias positivas, que actúan como defensores para inhibir el desarrollo de bacterias dañinas, al producir ácido láctico y peróxido de hidrógeno.

  • El ácido láctico ayuda a mantener al ambiente ácido de la Zona V, mientras que el peróxido de hidrógeno mata las bacterias dañinas.
  • Si la flora se ve comprometida, el rol protector de los lactobacilos se reduce y, al tener un número bajo de lactobacilos, se produce menos ácido láctico, lo que a su vez afecta el pH de tu Zona V.

El pH de tu Zona V

El pH (siglas de potencial de hidrógeno), determina el nivel de acidez de una sustancia en una escala de 0 a 14, con los números más bajos representando mayor acidez. Una Zona V saludable se mantiene ácida, porque un medio ácido es hostil para la mayoría de los gérmenes que pueden atacar esa zona, lo que evita infecciones, irritación y malos olores.

Hay eventos cotidianos que pueden elevar el pH de tu Zona V como:

  • Uso de jabones comunes para su limpieza
  • Tu periodo
  • Cambios hormonales
  • Dieta y ejercicio

Para que estos elementos se mantengan balanceados y la protección que le brindan a tu Zona V no se vea comprometida, es importante tener una higiene íntima adecuada. Un básico es el uso de un jabón íntimo para lavar tu Zona V, como nuestro Jabón Íntimo V-Fresh que con su extracto de Menta de Agua, acondiciona y suaviza la piel, además de tener ingredientes que te brindan un toque refrescante mientras lo aplicas en esta zona.

Recuerda que si detectas algo anormal, es importante que visites a tu ginecólogo para que te realice una revisión y te indique el tratamiento más adecuado.

" ["post_title"]=> string(50) "Componentes importantes para la salud de tu Zona V" ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(39) "componentes-importantes-la-salud-zona-v" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(60) " http://www.saba.com.mx/como-saber-si-mi-zona-v-es-saludable" ["post_modified"]=> string(19) "2016-08-26 13:06:51" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2016-08-26 19:06:51" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(30) "http://www.saba.com.mx/?p=5087" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } [3]=> object(WP_Post)#3494 (24) { ["ID"]=> int(5084) ["post_author"]=> string(1) "1" ["post_date"]=> string(19) "2016-08-26 12:52:01" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2016-08-26 18:52:01" ["post_content"]=> string(4391) "

Es probable que hayas notado diferentes tipos de flujo durante tu ciclo, pero también es probable que no les hayas prestado mucha atención. Estas secreciones, dependiendo de su apariencia, te pueden indicar en qué etapa de tu ciclo menstrual te encuentras y si existe alguna condición que deba ser atendida.

Al igual que tu periodo, el propósito del flujo es crear un ambiente amigable para que existan las condiciones adecuadas en caso de que se produzca un embarazo y que tu Zona V se mantenga saludable.

Estas secreciones son producidas por las glándulas en el cuello de tu útero, llamado cérvix, y se desencadenan como respuesta a los niveles hormonales en tu cuerpo. A continuación te describimos cada uno.

  • Días secos: Se producen después de que termina tu periodo, notarás muy poca secreción y una sensación de sequedad en tu Zona V. Esto se debe a que prácticamente no hay actividad de estrógeno durante esta etapa y las probabilidades de fertilización son muy bajas.
  • Flujo blanco y densa: Se produce después de 2 o 3 días de la fase seca. Este tipo de flujo es blanco, pastoso y denso. Esto también como resultado de ser una etapa de baja probabilidad para la fertilización.
  • Flujo “cremoso”: Dado que los niveles de estrógeno comienzan a aumentar, el cérvix produce una secreción más suave y líquida, de color blanco, que puede causar una sensación húmeda en tu Zona V.
  • Flujo más claro y pegajoso: Al acercarse la ovulación, se da la etapa conocida como “clara de huevo”, que produce un flujo más elástico, escurridizo y abundante, lo que crea una sensación de humedad en la Zona V. Ya se están dando las condiciones para que se produzca la fertilización. Cuando la ovulación es inminente. la secreción pierde completamente su elasticidad y se vuelve totalmente lubricante, lo que produce una sensación más resbaladiza en la Zona V.
  • Flujo blanco y denso: Después de la ovulación, el flujo del cérvix vuelve a tener una consistencia densa y su volumen es menor, lo que ocasiona nuevamente una sensación de sequedad en la Zona V.  Esta etapa se da después de la liberación del óvulo desde el folículo y su composición química cambia por la influencia de la progesterona.
  • Flujo menstrual: Da clic aquí para conocer lo qué significan su color y consistencia.

También existen otros tipos de flujo que puedes notar y son totalmente normales:

  • Flujo café: Puedes notarlo justo al terminar tu periodo y se debe al proceso de “auto limpieza” de tu Zona V.
  • Flujo aguado: Puedes notar flujo muy claro y con apariencia aguada en diferentes etapas de tu ciclo. Puede ser particularmente abundante después de hacer ejercicio.

Aunque hay factores que pueden alterar la calidad de la secreción del cérvix, como son los métodos anticonceptivos hormonales, los ciclos irregulares y desajustes hormonales, es importante que conozcas estos tipos de flujo.

Si detectas alguna secreción anormal, es decir, un flujo con un color distinto a los que te mencionamos (que incluso esté acompañada de otros síntomas como comezón y mal olor), es importante que acudas con tu ginecólogo para que te haga una revisión y te indique el tratamiento más adecuado.

Una forma de mantenerte fresca, limpia y cómoda en todo momento, es seguir una rutina diaria de higiene íntima específica para tu Zona V. Sólo consiste en 3 pasos y aquí te los indicamos.

" ["post_title"]=> string(24) "¿Es normal tener flujo?" ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(21) "es-normal-tener-flujo" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(60) " http://www.saba.com.mx/como-saber-si-mi-zona-v-es-saludable" ["post_modified"]=> string(19) "2016-08-26 12:52:01" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2016-08-26 18:52:01" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(30) "http://www.saba.com.mx/?p=5084" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } [4]=> object(WP_Post)#3495 (24) { ["ID"]=> int(5081) ["post_author"]=> string(1) "1" ["post_date"]=> string(19) "2016-08-26 12:25:06" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2016-08-26 18:25:06" ["post_content"]=> string(3686) "

Existen ciertos mitos con respecto al uso de tampones relacionados con la fertilidad y con su función al tener relaciones sexuales vaginales. Es muy importante que estés informada respecto a estos temas, por eso a continuación te explicamos algunas dudas que surgen alrededor de su conexión, algunas pueden resultarte obvias, pero son más comunes de lo que crees y es sano aclararlas a tiempo:

  • Comenzaremos por aclarar que los tampones no deben ser considerados un método anticonceptivo, pues su única función es absorber el flujo durante tu periodo.
  • Al tener relaciones vaginales sin protección siempre existe la posibilidad de un embarazo, el uso de tampones no modifica este proceso fisiológico, pues no alteran la función ovárica ni la función del endometrio. Este riesgo existe aún sin que tu pareja eyacule dentro de ti, pues existe un líquido seminal pre-eyaculatorio que también contiene espermatozoides.
  • También debes considerar que es imposible tener relaciones sexuales que impliquen penetración, pues el tampón se comporta como un bloqueo al estar colocado dentro de tu Zona V. Si quisieras intentarlo, anatómicamente no es posible, y sólo lograrías lastimarte o lastimar a tu pareja.
  • Para que pueda producirse un embarazo, los espermatozoides deben entrar por tu Zona V, cruzar el cuello cervical y lograr fertilizar un óvulo, para que la célula que resulta de su unión, conocida como cigoto, se implante en el endometrio e inicie el desarrollo de un embarazo.
  • El uso de tampones por sí mismo no causa infertilidad ni otras patologías, pero al usarlos de forma inadecuada se pueden desarrollar infecciones pélvicas o en tu Zona V, las cuales sí están consideradas como causas de infertilidad. Un aspecto básico es cambiarlos cada 4 a 6 horas, aquí te compartimos una guía muy sencilla para su uso adecuado.
  • Existe el mito de que los tampones pueden producir cáncer o infertilidad por los residuos que dejan en tu Zona V pero, aunque es cierto que pueden soltar ciertas fibras, tu Zona V produce algunos fluidos como proceso de “auto limpieza” lo que desecha estos remanentes y no causa riesgos a tu salud.
  • Si usas el dispositivo intrauterino como método anticonceptivo, este no es impedimento para usar tampones. Esto porque el DIU se coloca en el útero mientras que el tampón sólo permanece en la entrada de tu Zona V.

En caso detectes algún retraso en tu periodo después de tener relaciones, puedes realizarte una prueba de embarazo en sangre a partir de la primera semana de retraso, pues es más específica.

También te recomendamos que acudas a visita con tu médico si llevas más de 2 años intentando embarazarte sin éxito. Existen diversas causas de infertilidad, entre ellas factores masculinos como alteración en la calidad o forma de los espermatozoides, alteraciones ováricas que corresponden a la calidad y número de los óvulos, alteraciones anatómicas uterinas, oclusión de las trompas de falopio, endometriosis, etc.

Los tampones son una opción muy segura para mantenerte protegida durante tu periodo, pero su uso es una decisión muy personal y lo más importante es que te sientas cómoda.

" ["post_title"]=> string(31) "Tampones, relaciones y embarazo" ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(28) "tampones-relaciones-embarazo" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2016-08-26 12:25:06" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2016-08-26 18:25:06" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(30) "http://www.saba.com.mx/?p=5081" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } [5]=> object(WP_Post)#3644 (24) { ["ID"]=> int(5078) ["post_author"]=> string(1) "1" ["post_date"]=> string(19) "2016-08-26 12:14:35" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2016-08-26 18:14:35" ["post_content"]=> string(2752) "

El Síndrome de Shock Tóxico (o SST como es comúnmente conocido), es una enfermedad poco común pero seria, y aunque puede aparecer en cualquier persona, con frecuencia se le asocia con el uso de tampones. El SST es ocasionado por la bacteria Staphylococcus aureus, que puede ya habitar en tu cuerpo.

Síntomas del Síndrome de Shock Tóxico

Aunque es una enfermedad rara, es muy importante conocer sus síntomas para detectarla rápidamente, estos incluyen:

  • Aumento repentino de temperatura (39ºC o más elevada)
  • Dolor de cabeza, de garganta o muscular
  • Sensación de debilidad
  • Vómito o diarrea
  • Desmayos y mareos repentinos al estar de pie
  • Erupción similar a quemaduras de sol

Si experimentas algunos de estos síntomas asociados con el SST, es recomendable que retires el tampón de inmediato y consultes a tu ginecólogo. Probablemente no se trate del Síndrome de Shock Tóxico, pero es mejor que estés segura para que sea atendido de inmediato, ya que puede ser letal si no se trata en una etapa temprana.

Reduce el riesgo

Aquí te presentamos algunos consejos básicos para reducir el riesgo de SST:

  • Seguir las recomendaciones de uso y colocación que vienen indicadas en los instructivos de nuestros empaques. Aquí te compartimos también una guía muy simple.
  • Elige el nivel de absorción más bajo que sea adecuado al nivel de tu flujo.
  • Usa tampones de menor absorción en los días que el flujo es más ligero, por ejemplo, hacia el final de tu periodo.
  • Debes cambiar el tampón cada 4 horas y nunca excederte de 8 horas.
  • De acuerdo al punto anterior, debes considerar tus horarios de sueño. Durante la noche puedes usar una toalla nocturna.
  • Lava tus manos antes y después de colocarlo, así como al retirarlo.
  • Deshazte de los tampones que hayan estado abiertos más tiempo del necesario.
  • Los tampones sólo están diseñados para absorber el flujo durante tu periodo. No utilices los tampones cuando no haya flujo menstrual ni para absorber otro tipo de secreciones de tu Zona V.

Si alguna vez has tenido SST hay posibilidades de que regrese. Si es así, asegúrate de consultar a tu ginecólogo antes de usar tampones nuevamente.

" ["post_title"]=> string(40) "¿Qué es el Síndrome de Shock Tóxico?" ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(24) "sindrome-de-shock-toxico" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2016-08-26 12:25:40" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2016-08-26 18:25:40" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(30) "http://www.saba.com.mx/?p=5078" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } } ["post_count"]=> int(6) ["current_post"]=> int(-1) ["in_the_loop"]=> bool(false) ["post"]=> object(WP_Post)#3491 (24) { ["ID"]=> int(5095) ["post_author"]=> string(1) "1" ["post_date"]=> string(19) "2016-08-26 13:39:40" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2016-08-26 19:39:40" ["post_content"]=> string(4452) "

Al igual que el resto de tu cuerpo, tu Zona V tiene una esencia propia y esto es completamente natural, incluso el olor tiene variaciones en las diferentes etapas de tu ciclo menstrual. También es cierto que tú eres más sensible al olor que despides, el que tú lo detectes no necesariamente significa que los demás lo van a notar.

Pero es importante que te mantengas atenta, pues ciertos cambios en este olor pueden ser indicadores de una infección o un desequilibrio en el pH de tu Zona V. Cuando se trata de una infección, normalmente está acompañado de otros síntomas como secreción de un color anormal o comezón, pero en otras ocasiones el olor por sí mismo es el indicador de que algo no va bien.

Olor a pescado

Si tu Zona V desprende un olor fétido, puede ser indicador de una infección. La vaginosis bacteriana, que es causada por un aumento en las bacterias vaginales y que afecta el balance del pH en esta zona, causando también un flujo abundante. También puede ser un signo de tricomoniasis, que además de despedir este olor, también presenta síntomas como un flujo verdoso o amarillento.

Olor a pan

La flora de tu Zona V tiene una pequeña cantidad de levaduras, pero si estas aumentan, ocurre una infección. A veces las infecciones por levaduras no tienen ninguna esencia y sólo se manifiestan con otros síntomas como flujo blanco y denso con comezón. En otras ocasiones, tu Zona V puede emitir un ligero olor a pan y humedad.

Olor agrio o rancio

Es otro olor que puede ser indicador de tricomoniasis, una de las causas más comunes de vaginitis y causada por un patógeno llamado tricotosa. Se trata de una infección de transmisión sexual y como indicábamos, puede venir acompañada de un flujo con color anormal.

Olor a carne descompuesta

Si detectas este olor, debes ir al ginecólogo de inmediato. Puede ser ocasionado por un tampón que no fue retirado, por lo que es necesario que un especialista se asegure de retirarlo por completo y revisarte para determinar si necesitas algún tratamiento.

Por otro lado, hay otros olores que son totalmente naturales y pueden ser controlados fácilmente.

Olor a ajo

Esto es completamente normal y se puede solucionar con un baño. Lo que comes también tiene consecuencias en el olor de tu Zona V. Mientras que las frutas como las naranjas, la piña y las uvas pueden endulzar su olor, la cebolla y el ajo pueden causar olores poco agradables.

Olor metálico

Este puede ser natural durante tu periodo, ya que su flujo se puede mezclar con el balance natural de tu Zona V, provocando un olor distinto. Si el olor persiste cuando termina tu periodo y está acompañado de otros síntomas como irritación, consulta a tu médico.

Olor más fuerte o concentrado

Si detectas una variación más intensa del olor habitual de tu Zona V ¡es totalmente normal! Esto puede ocurrir producto del sudor, por ejemplo, después de una sesión de ejercicio.

Una manera de mantener tu Zona V limpia y evitar el riesgo de desarrollar una infección es usar un jabón íntimo al lavarla, como nuestro Jabón Íntimo V-Fresh, que con su extracto de Menta de Agua, acondiciona y suaviza la piel, además de tener ingredientes que te brindan un toque refrescante mientras lo aplicas.

Recuerda que si detectas algo anormal, es importante que visites a tu ginecólogo para que te realice una revisión y te indique el tratamiento más adecuado.

" ["post_title"]=> string(32) "¿Por qué huele así mi Zona V?" ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(23) "normal-zona-v-huela-asi" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(60) " http://www.saba.com.mx/como-saber-si-mi-zona-v-es-saludable" ["post_modified"]=> string(19) "2016-08-26 13:41:19" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2016-08-26 19:41:19" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(30) "http://www.saba.com.mx/?p=5095" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } ["comment_count"]=> int(0) ["current_comment"]=> int(-1) ["found_posts"]=> string(3) "102" ["max_num_pages"]=> float(17) ["max_num_comment_pages"]=> int(0) ["is_single"]=> bool(false) ["is_preview"]=> bool(false) ["is_page"]=> bool(false) ["is_archive"]=> bool(false) ["is_date"]=> bool(false) ["is_year"]=> bool(false) ["is_month"]=> bool(false) ["is_day"]=> bool(false) ["is_time"]=> bool(false) ["is_author"]=> bool(false) ["is_category"]=> bool(false) ["is_tag"]=> bool(false) ["is_tax"]=> bool(false) ["is_search"]=> bool(false) ["is_feed"]=> bool(false) ["is_comment_feed"]=> bool(false) ["is_trackback"]=> bool(false) ["is_home"]=> bool(true) ["is_404"]=> bool(false) ["is_embed"]=> bool(false) ["is_paged"]=> bool(false) ["is_admin"]=> bool(false) ["is_attachment"]=> bool(false) ["is_singular"]=> bool(false) ["is_robots"]=> bool(false) ["is_posts_page"]=> bool(false) ["is_post_type_archive"]=> bool(false) ["query_vars_hash":"WP_Query":private]=> string(32) "f463d35a568ad850782500139a816b49" ["query_vars_changed":"WP_Query":private]=> bool(true) ["thumbnails_cached"]=> bool(false) ["stopwords":"WP_Query":private]=> NULL ["compat_fields":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(15) "query_vars_hash" [1]=> string(18) "query_vars_changed" } ["compat_methods":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(16) "init_query_flags" [1]=> string(15) "parse_tax_query" } }
Pregúntale a la Experta